lunes, 15 de noviembre de 2010

Los tremendos esfuerzos de algunos pueden hacer realidad el Parador en apenas un cuarto de siglo más

Tú me conoces mejor que nadie, Nicolás, y sabes que entre mis muchos defectos no está el de escatimar esfuerzos para luchar por las cosas que creo. Pues que lo sepas, Nico, aún con mi forma de ser, me siento extrañado, alucinado y conmovido por los durísimos y exacerbados esfuerzos de nuestros distinguidos representantes Alique, Barreda y David Pascual por conseguir dinero en la repesca de los Presupuestos del Estado para hacer el Parador de Molina.

¡Cómo tienen que estar de extenuados los pobres!, Nicolás. No quiero ni pensarlo. Fíjate si estarán agotados, que no les ha quedado ya aliento para luchar por incluir una enmienda en los presupuestos para hacer el primer tramo de la Autovía Alcolea-Monreal del Campo. Este no saber medir las fuerzas y agotar hasta el último átomo de energía en la pelea por el Parador, le ha tenido que fastidiar especialmente al Sr Barreda, que se había comprometido con La Otra Guadalajara a que la Autovía no se quedaría en una mera promesa electoral del Sr Zapatero, sino que estaría acabada o al menos muy avanzada antes de acabar la presente legislatura. Pero bueno, hay que entenderlo, se ha dejado la piel en el Parador, no le quedaban más fuerzas y punto. Además, la hazaña de conseguir un millón de euros para el Parador ahí queda para la historia.

No se, Nicolás, si el millón de euros lo emplearán en algún tramite previo que les quede, o en la explanación del terreno o si no lo gastarán siquiera, pero lo cierto es, que si cada año se sigue con esta tenacidad y se va arañando el correspondiente millón, en 27 fases correspondientes a otros 27 años tendríamos Parador, que es lo que cuenta. Los costes son: Unos veintidós millones la obra y entre cuatro y cinco el acondicionamiento interior. Por otra parte, eso del tiempo es muy relativo. Por ejemplo: ¿qué son veintisiete años comparado con la eternidad? Pues nada, ni siquiera un soplo.

Ojo, Nicolás, que no quiero pecar tampoco de optimista ni lanzar las campanas al vuelo, porque para tener Parador en veintisiete años, se tiene que dar la favorable circunstancia de que, los importantes puestos políticos que ahora ocupan estos tres tenaces luchadores, sigan ocupados por perosnas igual de esforzadas y eso no será nada fácil, salvo que tengamos la inmensa suerte de disfrutar de estos mismos cargos durante veintisiete años más, que ellos sí sabemos que se dejan la piel en el empeño.

Si queremos preservarlos, lo primero que tenemos que hacer es cesar en las exigencias, porque si tras lo agotados que están, encima los presionamos, podría ocurrir que un día se cansaran y lo dejaran y entonces, los que nos quedaríamos hechos polvo, seríamos los demás. No seamos, pues, impacientes.

Me preocupa especialmente el Alcalde de Molina. Si ya alardeó de que si no conseguía dinero para el Parador dimitiría y ahora cuando llega el millón se le critica y se le dice, que lo conseguido y nada es lo mismo, pues lo lógico es que acabe desmoralizándose y dejándolo. Sería mejor tranquilizarlo; decirle que un millón es la leche, que es un éxito sin precedentes. Y si las injustas críticas hubiesen calado ya tanto en él, que ni con esos argumentos se le pudiera consolar, pues entonces tirar del plan b y decirle, que no se preocupe, que él no es el principal responsable, ya que de ser cierto lo que comenta la vox pópuli, tan sólo se habría limitado a decir, lo que le dicen que diga.

martes, 9 de noviembre de 2010

El Parador de Molina como botón de muestra.

Te envío; Nicolás, el comunicado público que acaba de sacar La Otra Guadalajara sobre el Parador de Molina, para que te sirva de botón de muestra de cómo se las gastan las instituciones gobernantes con esta comarca, de cómo tratan de demorar hasta lo indecible sus propias promesas y lo poco que les importa intentar engañar a la gente con propuestas-simulacro, que nada tienen que ver con las que se necesitan.

"Ante las lamentables declaraciones de ciertos cargos institucionales del PSOE a consecuencia de la enmienda de un millón de euros para el Parador de Molina de Aragón introducida por este grupo parlamentario en los Presupuestos Generales del Estado para 2011, La Otra Guadalajara quiere manifestar públicamente lo siguiente:

1) El Parador de Molina fue una promesa del Gobierno en el 2005, en medio de la tragedia humana y el desastre ecológico causados por el incendio que costó la vida a 11 personas y asoló 13.000 has de bosque. Dadas las graves circunstancias, se prometió hacerlo enseguida para tratar de paliar en lo posible los efectos de los daños causados. Sin embargo, y a pesar de que cada año nos dicen que se hará al año siguiente, la realidad es: que no lo han hecho aún, ni lo piensan construir tampoco en 2011.

2) Estas constantes dilaciones nos vienen produciendo a los ciudadanos de esta comarca una decepción y una desconfianza cada vez mayor. No obstante, queríamos pensar, que una vez agotadas todas las excusas para seguir aplazando su construcción, se incluiría, al fin, en los Presupuestos para 2011 una partida económica (22 millones de euros), para hacer la obra, pero nos ha tocado sufrir otra decepción más, mezclada con mucha indignación, al comprobar que no se ha incluido tal partida en los citados presupuestos.

3) Los argumentos del diputado por Guadalajara, Sr Alique, de que “son unos presupuestos austeros a consecuencia de la crisis y que por eso no se incluía la obra del Parador”, resultarían inadmisibles por el sólo hecho de que no pueden hacerse recortes presupuestarios en obras públicas que recaigan sobre las áreas más deprimidas, ya que serían contrarios al mandato constitucional, que obliga a atajar los desequilibrios territoriales. Y, asimismo, irían contra los propios objetivos del Plan Rural Sostenible del Gobierno de la Nación, que considera las zonas rurales más deprimidas absolutamente prioritarias. Pero es que, además, el caso del Parador viene precedido de unas circunstancias tan graves y excepcionales, que es imposible no indignarse al oír o leer semejantes declaraciones.

4) El disgusto y malestar que está produciendo en la gente la nueva demora en la construcción del Parador, las merecidas críticas que se están haciendo por el nuevo retraso, principalmente desde La Otra Guadalajara y el que fuéramos hasta el Congreso de los Diputados a presentarles a los grupos parlamentarios del PSOE, PP e IU, la propuesta de que incluyeran una enmienda en los Presupuestos Generales del Estado para 2011, con una partida económica suficiente para hacer la obra del Parador y otra con una cuantía suficiente para construir el primer tramo de la Autovía Alcolea del Pinar Monreal del Campo, han obligado a mover ficha al grupo parlamentario socialista con respecto al Parador, aunque lamentablemente no ha sido para rectificar y asumir la propuesta de hacer la obra, sino para enrocarse y demorar su construcción al menos por un año más, intentando parapetarse en la ridícula enmienda de un millón de euros que ha presentado, sin otro fin que el de intentar confundir, ya que esa pírrica cantidad nada tiene que ver con el presupuesto de 22 millones de euros, que se necesitan para hacer el Parador.

5) Pero si indignante resulta que nos vengan a estas alturas con una enmienda inservible e irrisoria, no lo es menos que piensen que a los ciudadanos de esta comarca se les puede dar gato por liebre, ya que de no pensar así de nosotros, no se les hubiera ocurrido hacer públicamente un alarde de demagogia tan burdo y ruborizante, como es el de presentarnos su mísera enmienda como “un éxito y que es el resultado de los denodados esfuerzos del Presidente Sr Barreda, del grupo parlamentario socialista y del alcalde de Molina”. Tanta torpeza y tan nulo sentido del ridículo por su parte, al menos nos sirve para saber que ellos llaman éxito, a que el Parador no se construya tampoco en 2011.

6) Todavía no se ha celebrado el Pleno del Congreso para la aprobación de los presupuestos y tampoco han pasado aún los mismos por el Senado, por lo tanto, el grupo parlamentario socialista todavía está a tiempo de rectificar y defender una enmienda con una partida presupuestaria suficiente (22 millones de euros) en los presupuestos para 2011 que permita construir el Parador e igualmente, otra partida para construir el primer tramo de la Autovía Alcolea del Pinar-Monreal del Campo, peticiones ambas que, aprovechando este escrito, reiteramos igualmente al PP y a IU, a cuyos grupos parlamentarios también nos dirigimos días atrás con las mismas propuestas.

7) Deseamos que, definitivamente, se aproveche el parlamento para reconducir las cosas, pero si no fuera así, creemos que habría llegado el momento de que los ciudadanos dijéramos ¡basta ya! y empezáramos a movilizáramos, mostrando nuestros más absoluto rechazo a tantas dilaciones y nuestra exigencia de que el Parador, sea como sea, se construya ya y, asimismo, el primer tramo de la Autovía a fin de impedir que se quede en otra promesa incumplida."

En la Comarca de Molina, a 9 de noviembre de 2010